Batman: Una muerte en la familia
(1988-1989)

Tremendo experimento de parte de DC. En verdad desconozco cuantas veces más se hizo, o si se hizo de nuevo, pero lo cierto es que el sistema de decisión, que involucró a los fans en relación al futuro de Robin, marcó un precedente. Vamos a la reseña.

El segundo Robin no encantó mucho a los fans. Fue difícil llenar los pantaloncillos del alegre Dick Grayson. Era desagradable, pesado, irrespetuoso, y DC lo sabía, así que a finales de los 80, a la editorial se le ocurrió hacer una votación con los fans para decidir que pasaría con Robin. Si querían que viviera, debían llamar al 1-900-720-2660 y si querían que muriese al 1-900-720-2666. Jason murió como resultado de la votación entre 5.343 votos contra 5.271.

La historia es apasionante. Batman había dado de baja a Robin por ser muy temerario y descuidado en el campo. Jason, indignado, volvió a sus barrios y descubrió una verdad… Su madre biológica, no era aquella mujer que lo había criado, sino que al parecer, era otra mujer. Solo tenía un par de iniciales, y con su ingenio empezó a buscarla alrededor del mundo. Esta búsqueda lo dirigió al medio oriente. Bruce, por su parte, seguía la pista del Joker y un lanzamisiles misterioso, también su misión lo llevo a aquella zona geográfica y sus caminos volvieron a cruzarse.

Dirigida por perfecto Jim Starlin y dibujada con todo el estilo del cómic ochentero por Jim Amparo, ‘Una Muerte en la Familia’ se convirtió en una historia de culto. El involucrar a la gente dentro de la historia, le dio un toque más personal a todo el dramatismo que rodea a esta novela gráfica.

La acción es perfecta, los diálogos profundos. El cómic está bien desarrollado y bien contado, se te hace fácil de leer, vas comprendiendo todo, y aparte igual te lleva en un viaje por tierras en las que Batman y Robin no transitan usualmente. Es interesante y llamativo ver al Murciélago en otro territorio más alejado a Estados Unidos.

La secuencia de la muerte de Robin pasó a la historia. Despiadada, brutal, macabra, digna de un Joker que solo actúa para la violencia. Ver a Batman superado, como pocas veces, se aprecia, para demostrar la mortalidad del gran héroe que no tiene otro poder más allá de su inteligencia y dinero… BRUTAL.

Los giros dramáticos en el guión también se agradecen, es más, tenemos a un invitado especial en esta historia, para el último número de “Una muerte en la familia”.

No cabe duda de que es un cómic que NO PUEDES DEJAR PASAR.

Nota: 9.4